Back to top

ODS Social Network

  /  NACIONES UNIDAS   /  Cae la inversión extranjera en América Latina, crece el COVID-19 en África, Siria… Las noticias del jueves

Cae la inversión extranjera en América Latina, crece el COVID-19 en África, Siria… Las noticias del jueves

5 Agosto 2021

América Latina y el Caribe registró el nivel más bajo de inversión extranjera directa desde 2010. Récord de muertes semanales por COVID-19 en el continente africano. El coronavirus continúa afectando el número de reasentamientos de refugiados. Bachelet advierte sobre la complicada situación de los civiles en la ciudad siria de Daraa y pide un alto el fuego.

La inversión extranjera directa en América Latina cae a niveles de 2010

La región recibió el año pasado el monto más bajo de inversión extranjera directa desde 2010, advirtió este jueves un nuevo estudio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe.

En total, la región obtuvo más de 105.000 millones de dólares en concepto de inversión extranjera directa en 2020, un 34,7% menos que en 2019, y un 51% menos que el récord histórico alcanzado en 2012.

La inversión extranjera directa solo aumentó en cinco países: Bahamas y Barbados en el Caribe; Ecuador y Paraguay en América del Sur; y México, el segundo mayor receptor de la región después de Brasil

Los sectores más afectados fueron el de los recursos naturales y las manufacturas, con reducciones de -47% y -38%, respectivamente. Las energías renovables se mantuvieron como el sector de la región que despierta el mayor interés de los inversores extranjeros.

El informe de la Comisión de la ONU destaca que, a nivel mundial, los montos de inversión extranjera directa se redujeron un 35% en 2020, alcanzando aproximadamente el billón de dólares, el valor más bajo desde 2005.

Además, indica que América Latina y el Caribe “se encuentra en una tendencia decreciente desde 2013, lo que ha dejado en evidencia la relación entre los flujos de inversión extranjera directa y los ciclos de precios de las materias primas, principalmente en América del Sur”.

Una mujer recibe su vacuna COVID-19 en la República Democrática del Congo.
© UNICEF/Arlette Bashizi
Una mujer recibe su vacuna COVID-19 en la República Democrática del Congo.

Récord de muertes semanales por COVID-19 en el continente africano

África registró la semana pasada el mayor número de muertes por coronavirus desde el inicio de la pandemia, según los datos que publica hoy la Organización Mundial de la Salud.

Durante los pasados siete días el número de muertes fue superior a las 64000 y más de la mitad de los decesos se repartieron entre dos países: Sudáfrica Y Túnez. El registro supone un aumento del 2% respecto a la semana anterior.

La mortalidad aumentó en 15 países y, durante el último mes, 12 naciones notificaron tasas de letalidad superiores a la media africana del 2,5%.

Con más de 172.000 muertes, África representa más del 4% de los 4,2 millones de fallecimientos relacionados con el COVID-19 registrados en todo el planeta hasta la fecha.

El aumento de muertes y casos de coronavirus coincide con la llegada al continente de casi de 12 millones de dosis de la vacuna contra la COVID-19. Las inmunizaciones llegaron a través del mecanismo COVAX.

África necesita unos 183 millones más de dosis más para vacunar completamente al 10% de su población a finales de septiembre, y hasta 729 millones para cumplir con el objetivo de inmunizar totalmente al 30% de la población africana a final de año.

Wafaa, una refugiada siria de 32 años, sujeta el pelo de su hija Yasmine en su casa de Barja, Líbano. Las dos esperan su reasentamiento en Noruega.
ACNUR/ Diego Ibarra Sánchez
Wafaa, una refugiada siria de 32 años, sujeta el pelo de su hija Yasmine en su casa de Barja, Líbano. Las dos esperan su reasentamiento en Noruega.

La COVID-19 continúa afectando el número de reasentamientos de refugiados

Y siguiendo con noticias relacionadas con el COVID-19, el número de refugiados reasentados se redujo drásticamente el año pasado debido a las restricciones fronterizas causadas por la pandemia del coronavirus.

Un nuevo informe de la Agencia de la ONU para los Refugiados y el Banco Mundial publicado este jueves indica que unos 64.000 solicitantes de asilo iniciaron una nueva vida en países de acogida en 2019, pero que esa cifra disminuyó a sólo 22.800 durante el año pasado. 

La tendencia a la baja continua este 2021. Entre enero y marzo solo hubo 4500 reasentamientos, mientras que 57 países siguen negando el acceso a los no nacionales y 73 lo han restringido.

El estudio indica que el impacto socioeconómico de la COVID-19 ha afectado a casi todos los aspectos de la vida de los refugiados y otros desplazados forzosos, especialmente a los que viven fuera de los campos.

En base a los datos de ocho países de acogida antes del inicio de la pandemia, los refugiados tenían un 60% más de probabilidades que las poblaciones de acogida de trabajar en sectores con altas probabilidades de verse afectados por la pandemia, como los servicios de alojamiento y alimentación, la industria manufacturera y el comercio minorista.

Las familas que huyen de la creciente violencia en Daraá construyen campamenos improvisados en la frontera suroeste de Siria.
UNICEF / Alaa Al-Faqir
Las familas que huyen de la creciente violencia en Daraá construyen campamenos improvisados en la frontera suroeste de Siria.

Siria: Bachelet advierte sobre la precaria situación de los civiles en Daraa y pide un alto el fuego

La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos alertó este jueves sobre la difícil situación que viven los civiles en la ciudad siria de Daraa y sus alrededores, y pidió un alto el fuego inmediato.

Michelle Bachelet destacó que los barrios de la localidad árabe son testigos de intensos combates y bombardeos indiscriminados por parte de las fuerzas gubernamentales y los grupos armados de la oposición.

La única ruta de salida de Daraa está estrictamente controlada por el Gobierno sirio.

Las hostilidades entre las fuerzas gubernamentales y los grupos armados se intensificaron a finales de julio, con bombardeos y ataques de artillería en zonas residenciales.

Los enfrentamientos comenzaron tras semanas de creciente tensión, durante las cuales el Gobierno impuso controles más estrictos en las carreteras de entrada y salida del barrio de Daraa al-Balad, antiguo bastión de la oposición, y otras zonas.

Los controles gubernamentales buscaban presionar a algunos miembros de los grupos armados para que entregaran sus armas, se rindieran y trasladaran al norte de Siria.

La escalada de confrontaciones ha obligado al menos 18.000 civiles a huir de Daraa al-Balad desde el 28 de julio, muchos de ellos dentro de propia ciudad o a otras zonas cercanas.

d
Follow us